viernes, 4 de febrero de 2011

¿ALTA TENSIÓN O ALTA TRAICIÓN?: PSOE, PP y PAR afirman ahora que la Autopista Eléctrica es «imprescindible para el desarrollo»


Más casualidades que dan mucho que pensar: al mismo tiempo que nos reuníamos ayer en Tremp para organizarnos para luchar contra la Autopista Eléctrica, confiados en el respaldo de nuestras instituciones locales y provinciales, la Diputación de Huesca perpetraba, con los votos de PP, PAR y PSOE, una auténtica traición a aquellos a quienes teóricamente representa, desdiciéndose de anteriores mociones y declaraciones en contra de la Autopista Eléctrica y de cualquier línea de alta tensión insostenible social y medioambientalmente.
De esta manera, la institución provincial sustentada en los tres partidos a los que nos hemos referido, y que ya en su día dio la de cal y la de arena al declararse en contra de la Autopista Eléctrica sin hacer nada por evitar que saliese adelante, confirma nuestras peores sospechas sobre la postura real de los partidos políticos mayoritarios en Aragón, que han mantenido hasta hoy una actitud de rechazo formal del proyecto de REESA simplemente para favorecer el mejor escenario posible para una negociación en la que, tristemente, el rechazo social a este despropósito, juega a su favor a la hora de exigir compensaciones económicas que, como ya sabemos los ciudadanos de este país, no serán para quienes vamos a ver cómo se destruyen nuestras vidas, casas y pueblos, cuyo desarrollo futuro quedará hipotecado en una medida que no puede ser compensada en modo alguno. Veamos el texto íntegro de la noticia publicada hoy en Heraldo de Aragón con el fin de analizar mejor las burdas mentiras y falacias con las que ahora, como puede verse, los representantes políticos del PP, PAR y PSOE de Huesca se disponen a vendernos al mejor postor:


La DPH aprueba una moción de apoyo condicionado a la autopista eléctrica
PSOE, PP y PAR afirman ahora que es «imprescindible para el desarrollo»
HUESCA. Con un complicado ejercicio de equilibrio, la Diputación de Huesca aprobó ayer una propuesta en la que, frente a la moción institucional del pasado marzo, se evita rechazar de plano la línea de muy alta tensión Peñalba-Monzón-Isona , cuyo trazado presentó Red Eléctrica de España (REE) en enero a los alcaldes implicados de Huesca y Lérida. PSOE, PP y PAR basaron su argumentación en que el proyecto es «imprescindible para el desarrollo de Aragón».
El pleno debatió dos iniciativas, una del PSOE y otra del PAR. La diferencia fundamental entre ambas radicaba en la exigencia de los aragonesistas de un plan de compensación a los territorios afectados. Finalmente salió adelante la primera con los votos de la mayoría socialista, la abstención del PP y el PAR, y la oposición de CHA, que también votó en contra de la otra moción, al igual que el PSOE, y en la que los aragonesistas estuvieron apoyadas por los populares.
Así, el texto aprobado, similar al que salió hace unas semanas de la Diputación de Lérida, muestra «su apoyo a los alcaldes de los ayuntamientos de la provincia de Huesca en su posicionamiento sobre el trazado», algo que resultará «complicado» ya que hay municipios a favor y en contra —la mayoría— tal y como recordó José Torralba (CHA), quien criticó duramente al resto de grupos «por cambiar de postura». En este sentido, Francisco Mateo, diputado socialista y portavoz de los afectados como alcalde de Tamarite, afirmó que «la DPH aportará su granito de arena para el consenso», al que apelaron también PP y PAR, al tiempo que exigieron «planes de restitución y compensación».
En la moción también se demanda que no se ejecute el trazado previsto en el anteproyecto «sin consenso con los ayuntamientos y que, en el hipotético caso de la construcción de la línea, se aproveche uno de los corredores ya existente para evitar un impacto ambiental que hipotecaría las posibilidades de crecimiento turístico». Es decir, que se reciclen las pilonas de la fallida Aragón-Cazaril, «salvo las que no cumplan la normativa», aclararon en el debate.
Asamblea de la plataforma
Por otra parte, unas 50 personas, entre ellas alcaldes y otros cargos públicos, participaron ayer en Tremp (Lérida) en la asamblea general de la Plataforma Unitaria contra la Autopista Eléctrica. Anunciaron que volverán a pedir el desmantelamiento de las torres y recurrirán ante la Unión Europea «porque reproduce milimétricamente el trazado de la Graus-Sallente, que incumple la legislación»
Isabel Ara


Recalquemos en primer lugar, que lo peor de la moción aprobada ayer en la DPH es el efecto tergiversador de un debate, el de la oposición o apoyo a la Autopista Eléctrica Peñalba-Monzón-Isona, al llevarlo al terreno de su conveniencia o no para eso que impropiamente algunos llaman progreso. El debate, señores diputados, debe darse obligatoriamente en otro terreno, el de la legalidad o la ilegalidad de un proyecto que reedita, como si no pasase nada, un proyecto anterior que desestimó hace seis años el Tribunal Supremo de este país. Este hecho, innegable (a los numerosos documentos y pruebas incluidos en este blog nos remitimos), convierte a su deseada Autopista Eléctrica en un FRAUDE DE LEY y ante esto, como servidores públicos y garantes del Estado de Derecho, no cabe otra postura que el rechazo y la anulación (cuando no la denuncia en el juzgado). Cualquier otra actitud se llama en términos legales CONNIVENCIA y ningún país puede progresar en modo alguno si se socavan los cimientos de su ordenamiento jurídico. Así sólo caminamos hacia un renovado caciquismo, ese mismo sistema que en su día denunciara Joaquín Costa en aras de un progreso social que nunca llegó a nuestras tierras amenazadas una vez más por la codicia de los de siempre.
No obstante, dando esto por sentado, pasemos al análisis de la complicadísima jugada política de la que informa la noticia, y de los argumentos espurios con los que los diputados del PP, el PAR y el PSOE pretenden maquillar su sucia jugada.
Llama la atención en primer lugar el uso del término CONSENSO, que parece llenar en estos días las bocas de los representantes de los partidos que consumaron ayer la traición a los municipios y vecinos afectados por el proyecto de Red Eléctrica de España. Según la R.A.E., "consenso" significa "Acuerdo producido por consentimiento entre todos los miembros de un grupo o entre varios grupos", algo, que, obviamente, no se cumple ni parece posible alcanzar en el conflicto que nos ocupa porque, obviamente, los afectados directos por la Autopista Eléctrica, esto es, los que sufriremos día a día en nuestras carnes sus terribles afecciones, ante las que no cabe compensación posible, somos necesariamente una parte en ese consenso que tanto parecen desear los que ahora nos apuñalan por la espalda. ¿O pretenden acaso que nuestra opinión no tenga valor alguno en él? Digamos entonces, con toda claridad, que no es consenso lo que buscan. Digámoslo mejor, parafraseando el título de una famosa comedia: ¿POR QUÉ LO LLAMAN CONSENSO CUANDO QUIEREN DECIR COMPONENDA? Porque consenso es el existente entre los científicos en relación con las afecciones, gravísimas, para la salud de la contaminación electromagnética (véase la anterior entrada); lo suyo, en efecto, es pura COMPONENDA que, según la R.A.E., significa propiamente: "Arreglo o transacción censurable o de carácter inmoral". O sea, algo así como lo que Red Eléctrica de España hizo con los 300.000 millones de pesetas que le ha pagado el gobierno francés para compensarle por la desestimada Aragón-Cazaril, que ahora poco a poco, pretende reeditar con el apoyo de unos partidos que han traicionado la voluntad del pueblo aragonés, que se opuso históricamente a este despropósito, y que, en el colmo del cinismo, pretenden que su traición es en beneficio del desarrollo de Aragón.
Todo lo dicho apunta a que, una vez más, teníamos, por desgracia, toda la razón al suponer que la jugada de Red Eléctrica de España, al presentar en la Diputación de Lleida el trazado elegido para su anteproyecto (sin mediación de Estudio de Impacto Ambiental), era una pura estrategia propagandística, tras la cual existía un guión previamente establecido y que ahora vamos conociendo poco a poco en tiempo real. Veámoslo:
  • Red Eléctrica de España presenta su trazado a los alcaldes mediante una reunión fuera del procedimiento administrativo (que fue creado para salvaguardar derechos, no privilegios).
  • En la reunión, tres alcaldes (para los que el proyecto de Autopista Eléctrica no supondrá ningún cambio en sus territorios, cuyas características no tienen nada que ver con las de las tierras del Prepirineo que destrozará la línea de alta tensión, quiebran la casi absoluta oposición del resto de alcaldes, convirtiéndose así en la excusa perfecta para introducir en el debate sobre el conflicto la necesidad de una infraestructura que, en realidad, es perfectamente innecesaria para todo lo que no sea la mera especulación.
  • Tras la reunión, casi de inmediato, el Consejero de Industria del Gobierno de Aragón, se declara a favor de la Autopista Eléctrica en contra de la voluntad unánime de las Cortes de Aragón e introduce en el debate la necesidad de la línea para el progreso (obviando la ilegalidad del proyecto)
  • Ayer, la Diputación de Huesca, da un giro de 180º en su postura y ofrece a Red Eléctrica los argumentos necesarios para defender su indefendible trazado ilegal.
Añadamos a todo lo dicho las numerosas falacias oídas desde que en el 2008 Red Eléctrica de España presentó su Documento Inicial y obtendremos una auténtica campaña propagandística digna del mismo Goebbels (ese oscuro individuo que acuñó la máxima de que una mentira repetida acaba convirtiéndose en una verdad).
Entre las "perlas" oídas ayer, destacaríamos por su cinismo las declaraciones de cierto político altoaragonés acerca de que la Autopista Eléctrica, una línea de 400.000 voltios, serviría para mejorar el servicio eléctrico en los territorios por los que discurrirá. ¿Cómo se puede llegar a decir una mentira de semejante calibre? ¿es un ignorante este señor?, ¿es un mentiroso?, ¿nos toma a nosotros por ignorantes o mentirosos? Porque la verdad es que no hace falta ser ingeniero para saber que la tensión de la Autopista Eléctrica Peñalba-Monzón-Isona sólo permite su uso para el transporte de electricidad a grandes distancias. Es más, los ya numerosos cortes de luz de la zona, derivados de la falta de mantenimiento de las líneas que llevan luz a la población (para las que no hay proyectos en marcha) y, sobre todo, de los picos de tensión motivados por las cercanas centrales hidroeléctricas, podrían incrementarse aún más al tener que soportar una infraestructura desproporcionada para el territorio que va a arrasar.
En fin, podríamos seguir con otros ejemplos, pero la verdad es que sólo nos llevan a un profundo estado de hastío al entrar en un debate deliberadamente enturbiado con semejantes falacias.
Mejor será que os ofrezcamos (lo haremos en una entrada posterior) los documentos que nos han mandado nuestros compañeros de CHA y que dan cuenta del debate que se produjo ayer en la DPH, así como de las valoraciones de uno de nuestros portavoces, coincidentes en lo esencial con las aquí expuestas.
Por acabar con una valoración última más positiva, sólo cabe decir que al menos ahora las cartas de todos están sobre la mesa.
Nos veremos pues en las urnas.
Més casualitats que fan pensar molt: a l'hora que ens reuníem ahir a Tremp per organitzar-nos per lluitar contra l'Autopista Elèctrica, confiats en el recolzament de les nostres institucions locals i provincials, la Diputació d'Osca perpetrava, amb els vots de PP, PAR i PSOE, una autèntica traïció a aquells als qui teòricament representen, desdient-se d'anteriors mocions i declaracions en contra de l'Autopista Elèctrica i de qualsevol línia d'alta tensió insostenible social i mediambientalment. La institució provincial sustentada així en els tres partits als quals ens hem referit, i que ja en el seu moment van donar "la de cal i la de arena" en declarar-se en contra de l'Autopista Elèctrica sense fer rés per evitar que tirés endavant, confirma les nostres pitjors sospites sobre la postura real dels partits polítics majoritaris a Aragó, que han mantingut fins avui una actitud de rebot formal del projecte de REESA simplement per afavorir el millor escenari possible per a una negociació en la qual, tristament, el rebuig social a aquest despropòsit, juga a favor seu a l'hora d'exigir compensacions econòmiques que, com ja sabem els ciutadans d'aquest país, no seran pels qui veurem com es destrueixen les nostres vides, cases i pobles, el desenvolupament futur dels quals quedarà hipotecat en una mesura que no pot ser compensada de cap manera.
Vegem el text íntegre de la notícia publicada avui a
Heraldo de Aragón amb la finalitat d'analitzar millor les bastes mentides i fal·làcies amb que, com pot veure's, els representants polítics del PP, PAR i PSOE d'Osca es disposen a vendre'ns al millor postor:
VEURE A DALT L'ARTICLE EN CASTELLÀ
Recalquem en primer lloc, que el pitjor de la moció aprovada ahir en la DPH és l'efecte tergiversador d'un debat, el de l'oposició o suport a l'Autopista Elèctrica Peñalba-Monzón-Isona, portant-lo al terreny de la seva conveniència o no per a això que impròpiament alguns diuen progrés. El debat, senyors diputats, ha de fer-se obligatòriament en un altre terreny, el de la legalitat o la il·legalitat d'un projecte que reedita, com si rés, un projecte anterior que va desestimar fa sis anys el Tribunal Suprem d'aquest país. Aquest fet, innegable (hi ha nombrosos documents i proves inclosos en aquest blog), converteix a la seva desitjada Autopista Elèctrica en un FRAU DE LLEI i davant això, com a servidors públics i garants de l'Estat de Dret, no hi cap altra postura que el rebuig i l'anul·lació (quan no la denúncia en el jutjat). Qualsevol altra actitud es diu en termes legals CONNIVÈNCIA i cap país pot progressar de cap manera si se soscaven els fonaments del seu ordenament jurídic. Així només caminem cap a un renovat caciquisme, aquest mateix sistema que en el seu moment denunciés Joaquín Costa en honor d'un progrés social que mai va arribar a les nostres terres amenaçades una vegada més per la cobdícia dels de sempre.
Així tot, donant això per segur, passem a l'anàlisi de la complicadíssima jugada política de la qual informa la notícia, i dels arguments adulterats amb els quals els diputats del PP, el PAR i el PSOE pretenen maquillar la seva bruta jugada.
Crida l'atenció en primer lloc l'ús del terme CONSENS, que sembla omplir en aquests dies les boques dels representants dels partits que van consumar ahir la traïció als municipis i veïns afectats pel projecte de Red Eléctrica de España. Segons la R.A.E., "consens" significa "Acord produït per consentiment entre tots els membres d'un grup o entre diversos grups", cosa, que, òbviament, no es compleix ni sembla possible aconseguir en el conflicte que ens ocupa perquè, òbviament, els afectats directes per l'Autopista Elèctrica, això és, els que sofrirem dia a dia en les nostres carns les seves terribles afeccions, davant les quals no hi cap compensació possible, som necessàriament una part en aquest consens que tant semblen desitjar els que ara ens apunyalen per l'esquena. O pretenen per ventura que la nostra opinió no tingui cap valor? Diguem llavors, amb tota claredat, que no és consens el que busquen. Diguem-ho clar, parafrasejant el títol d'una famosa comèdia: PER QUÈ EN DIUEN CONSENS QUAN VOLEN DIR TRIPIJOC? Perquè consens és l'existent entre els científics en relació amb les afeccions, gravíssimes, per a la salut de la contaminació electromagnètica (vegeu l'anterior entrada); el seu, en efecte, és un TRIPIJOC que, segons la GDLLC, vol dir pròpiament: "Trafica, amb la complicitat d'algú, per a aconseguir un fi il·lícit, sobretot lucratiu. Estar ficat en tripijocs.". O sigui, alguna cosa com el que Red Eléctrica de España va fer amb els 300.000 milions de pessetes que li ha pagat el govern francès per compensar-lo per la desestimada Aragó-Cazaril, que ara a poc a poc, pretén reeditar amb el suport d'uns partits que han traït la voluntat del poble aragonès, que es va oposar històricament a aquest despropòsit, i que, en el súmmum del cinisme, pretenen que la seva traïció és en benefici del desenvolupament d'Aragó.
Tot el que s'ha dit apunta al fet que, un cop més, teníem, per desgràcia, tota la raó en suposar que la jugada de Red Eléctrica de España, en presentar en la Diputació de Lleida el traçat triat per al seu avantprojecte (sense mediació d'Estudi d'Impacte Ambiental), era una pura estratègia propagandística, després de la qual existia un guió prèviament establert i que ara anem coneixent a poc a poc en temps real. Vegem-ho:
  • Red Eléctrica de España presenta el seu traçat als alcaldes mitjançant una reunió fora del procediment administratiu (que va ser creat per salvaguardar drets, no privilegis).
  • En la reunió, tres alcaldes (pels quals el projecte d'Autopista Elèctrica no suposarà cap canvi als seus territoris, que les seves característiques no tenen res a veure amb les de les terres del Prepirineu que destrossarà la línia d'alta tensió, trenquen la gairebé absoluta oposició de la resta d'alcaldes, convertint-se així en l'excusa perfecta per introduir en el debat sobre el conflicte la necessitat d'una infraestructura que, en realitat, és perfectament innecessària per a tot el que no sigui la mera especulació.
  • Després de la reunió, gairebé immediatament, el Conseller d'Indústria del Govern d'Aragó, es declara a favor de l'Autopista Elèctrica en contra de la voluntat unànime de les Corts d'Aragó i introdueix en el debat la necessitat de la línia per al progrés (obviant la il·legalitat del projecte)
  • Ahir, la Diputació d'Osca, dóna un gir de 180º en la seva postura i ofereix a Red Eléctrica els arguments necessaris per defensar el seu indefensable traçat il·legal.
Afegim a tot el que ja s'ha dit les nombroses fal·làcies sentides des que en el 2008 Red Eléctrica de España va presentar el seu Document Inicial i obtindrem una autèntica campanya propagandística digna del mateix Goebbels (aquest fosc individu que va encunyar la màxima que una mentida repetida acaba convertint-se en una veritat).
Entre les "perles" sentides ahir, destacaríem pel seu cinisme les declaracions de cert polític sobre que l'Autopista Elèctrica, una línia de 400.000 volts, serviria per millorar el servei elèctric als territoris pels quals discorrerà. Com es pot arribar a dir una mentida d'aquestes dimensions? és un ignorant aquest senyor?, és un mentider?, ens pren a tots nosaltres per ignorants o mentiders? Perquè la veritat és que no cal ser enginyer per saber que la tensió de l'Autopista Elèctrica Peñalba-Montsó-Isona només permet el seu ús per al transport d'electricitat a grans distàncies. És més, els ja nombrosos tallss de llum de la zona, derivats de la falta de manteniment de les línies que porten llum a la població (per les quals no hi ha projectes en marxa) i, sobretot, dels pics de tensió motivats per les properes centrals hidroelèctriques, podrien incrementar-se encara més en haver de suportar una infraestructura desproporcionada per al territori.
En fi, podríem seguir amb altres exemples, però la veritat és que només ens porten a un profund estat de fastig en entrar en un debat deliberadament enterbolit amb aquestes fal·làcies.
Millor serà que us oferim (ho farem en una entrada posterior) els documents que ens han enviat els nostres companys de CHA i que fan evident el debat que es va produir ahir en la DPH, així com de les valoracions d'un dels nostres portaveus, coincidents en l'essencial amb les aquí exposades.
Per acabar amb una valoració última més positiva, només cal dir que almenys ara les cartes de tots estan sobre la taula.
Ens veurem doncs en les urnes.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada